«Quejador»

Ya no digo quejica,sino propongo el concepto «quejador» para darle una relación de profesión:Persona con problemas de alcohol que se queja de todo y todos constantemente.

Da igual si hace calor,si hace frío,la estación del año que sea,la zona donde viva,la ideología política que gobierne,si la ciudad esta limpia o sucia,si hay mucho tráfico o poco,si hay ruido constante o silencio sepulcral,… ¡Lo que sea! Todo es bueno para quejarse,contradecirlo,oponerse,e incluso alzar la voz,ofender y despotricar sin sentido y coherencia con una contradicción constante (de lo que me quejo hoy,ayer lo defendía y viceversa).

Un patrón de conducta generalizado y estructurado en el enfado.

¿Por qué los alcohólicos tenemos este enfado con y para el mundo? Porque no es que nada nos vaya bien,somos nosotros los que vamos mal. No nos sentimos a gusto,no nos gustamos,estamos frustrados,tenemos una gran falta de seguridad,autoestima y autoconcepto,que nos conduce a la frustración y hace que la proyectemos en los demás.

Es evidente que nos quejamos porque estamos insatisfechos. Vivimos de la apariencia social y la mentira en comunidad. Nuestra sumisión a la necesidad de beber nos convierte en veletas. Cualquier atisbo de criterio o personalidad nos lo hemos bebido.Sólo,lamentablemente,nos queda quejarnos porque hacer,lo que es hacer,…¡nada!

Deja un comentario

Debes iniciar sesión para escribir un comentario.