Pánico a los fines de semana

 

A medida que se aproximaba el fin de semana … los «míos» ya temblaban.

 

¿Suena absurdo,verdad? Pues en los hogares donde corre frecuentemente el alcohol, esta situación es muy real:Existe verdadero pánico a que llegue el fin de semana.

Personalmente yo fui uno de «esos». No de los que tuviera pánico,sino de los que lo sembraba.

Es cierto que en mi ocaso de consumo ya bebía cada día,cada hora,cada minuto. Pero no siempre fue de este modo. Como «buen» alcohólico seguí una trayectoria ascendente.

Pero volviendo a los fines de semana,estos eran para beber,beber,y beber. Tenía licencia para hacerlo y poder pasar desapercibido al verlo todo el mundo como algo normal.

Incluso la propia sociedad me disculpaba: » Bueno,es normal que beba tanto en fin de semana…»

Los fines de semana se diseñaron para descansar,pero os aseguro y afirmo que los alcohólicos hacemos todo lo contrario;agotarnos más y debilitar el comienzo de la siguiente. Sobre el cansancio y padecimiento en que repercute nuestra actitud sobre los demás …¡Sin comentarios! Prefiero ahorrármelos.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Scroll al inicio