La culpa no es del ambiente

 

«No esperes resultados diferentes si siempre haces lo mismo» Albert Einstein

 

Hay un fervor exagerado en cambiar «de». De ambientes,compañías,relaciones tóxicas,situaciones estresantes,hábitos,etc. cuando corremos el riesgo de no realizar el verdadero y significativo cambio; el de uno mismo.

Eso de las malas compañías o malos ambientes se puede aplicar en una persona joven que empieza a consumir y todavía no ha definido o completado su personalidad. Pero en un adulto, cuando decide recuperarse de una enfermedad tan grave como el alcoholismo, ya no debería ser casi necesario tener que advertirle.

¡Lógico que hay  que cambiar todo lo que hacíamos cuando consumíamos! Lógico,no porque sean «los culpables»,sino porque la persona que abandona el infierno del alcohol,si desea permanecer alejado debe mantenerse lejos del fuego.

Es conveniente evitar recuerdos,recreaciones y asociaciones del consumo. Hay que pensar que estamos reconstruyendo nuestra vida,y eso pasa por reinventar un nuevo mundo donde el alcohol ya no tiene cabida.

Si de verdad queremos salir adelante, …evitemos buscar la culpa fuera de nosotros.[youtube]http://youtu.be/eYSbUOoq4Vg[/youtube]

1 Comment

  1. Tomeu Son Manera el 2 febrero, 2015 a las 8:51 am

    Pienso que en realidad daría igual. Aunque la culpa fuera del ambiente, como un hombre mayor que me contó que fue su madre quien le pidió que fumarse cuando era un chaval porque echaba de menos el olor de su difunto marido. Aún así, ¿qué más da? Lo que importa es lo que puedes hacer al respecto. En el presente y con las herramientas que tienes a mano. Tampoco valdría cofiar en que el futuro invente una píldora que te haga olvidar el alcohol para siempre. Primero porque puede ser que nunca llegue tal invento y segundo porque sin esfuerzo no tendría valor, seguramente el mismo futuro se encargaría de inventar otra droga con la que enganchar a las mentes propensas a ello.
    Salud.

Deja un comentario

Debes iniciar sesión para escribir un comentario.