Inconsciente no significa valiente

 

 

Esa falsa seguridad que nos proporciona el alcohol en el que comentemos actos imprudentes y temerarios cuando abusamos o nos excedemos en el consumo forma parte del efecto desinhibidor.

Cuando vamos sobradamente bebidos y pasados de copas,pensamos que podemos con todo. Nos atrevemos y nos lanzamos con cualquier cosa. Nos «envalentonamos». Pero eso no es valentía,más bien mucha cobardía.

Cobardía porque somos incapaces de hacer la mayoría de cosas si no vamos bebidos. Buscamos en el alcohol la «fuerza y el valor» que por nosotros mismos,sin ninguna sustancia,somos capaces de tener.

Esta conducta no es esporádica y se da ocasionalmente,sino que cuando enfermamos,necesitamos el alcohol para afrontar y enfrentarnos a cualquier adversidad u obstáculo cotidiano por mínimo que sea.

Soy un gran crítico del aprendizaje en la trayectoria de consumo,y por situaciones y consecuencias de este estilo es porque insisto tanto.

En primer lugar,sólo iniciarnos en el consumo ya lo asociamos como algo gratificante dejando de lado u olvidando lo lamentable (borracheras,comas etílicos,accidentes,violencia,vomiteras,conductas sexuales de riesgo,resacas,ataques de ansiedad y pánico al desaparecer los efectos,etc.)

Luego,en el período de habituación (ese en que todos por interés defendemos que el beber alcohol no puede ser tan malo si todo el mundo lo hace), normalizamos el consumo y hacemos esa transición de pasar a beber por placer a utilizar el alcohol para… Al final acabará por convertirse en necesidad si no somos responsables y tomamos conciencia de que esos efectos tan placenteros sólo duran unas horas y son temporales,y que las consecuencias por el contrario,pueden convertirse en una enfermedad.

Ser un inconsciente no significa ser un valiente. Valiente es aquel que afronta todo lo que la vida le eche sin necesidad de refugiarse y esconderse en sustancias.

3 Comments

  1. Mateo Elias de Quiros el 4 julio, 2015 a las 4:25 pm

    El miedo, es un gran compañero del alcoholismo, es el que nos incita al principio de los consumos ,para deshinibirnos, hacernos mas sociables y atrevernos a hacer cosas que no las afrontariamos si no fuéramos colocados, pero de que nos sirve? Pues desde mi punto de vista,creo que sirve para engañarnos, para hacernos creer que somos mejores,mas fuertes y mas «echaos palante» cuando en realidad es todo lo contrario.ese miedo se convierte en el gran aliado de la botella y luchara para atraparte en sus redes, enviándote mensajes para que consumas,ahí empezaras una lucha, que tienes perdida ya que el alcohol es mas poderoso que tu,ese miedo seguira pero se uniran a el la dejadez,el desanimo,el pasotismo,la agresividad,el mal humor etc.y eso querrá decir que la botella ya te ha vencido y ese tiene que ser tu punto de inflexión, no esperes a liarla mas veces, se valiente aparta el miedo y pide ayuda.

  2. Martin Jaume Pons en Facebook el 4 julio, 2015 a las 4:36 pm

    una persona valiente se enfrenta a sus miedos interiores a los monstruos que le han mantenido atenazado durante años, se convierte en un ser libre del remordimiento.Leer más ..

  3. Duo Son Manera en Facebook el 4 julio, 2015 a las 5:02 pm

    Resulta muy duro encontarse con uno mismo y descubrir que eres una piltrafa.
    Pero peor seria seguir perdido y autoengañado.
    Saludos.

Deja un comentario

Debes iniciar sesión para escribir un comentario.