¿En realidad estoy enfermo de alcoholismo?

«Es que la verdad no se puede exagerar.En la verdad no puede haber matices.En la mentira,muchos» Pio Baroja

 

El plantearse esta cuestión,es en sí un síntoma de la enfermedad.

Es la pregunta trampa por excelencia: dudar de lo que realmente no tienes ninguna duda.

Si consumes alcohol y no tienes consecuencias exageradas o con regularidad,si realmente bebes por placer o por socializar,en realidad no tienes ni tan siquiera un motivo para deber cuestionarte tu forma de beber.

Preguntarse si  se está enfermo es algo muy normal entre las personas que tienen problemas con el alcohol y no aceptan ni quieren reconocerlo.

Con el consumo se puede engañar a todo el mundo (al menos durante un tiempo),pero nunca a uno mismo.

Cada uno sabrá lo que le pasa por su cabecita,cada uno que rinda sus cuentas a su conciencia,y que cada uno sepa «descifrar» estos comportamientos y conductas la mayoría de veces fuera de lugar por culpa del alcohol.

Querer oír lo que uno desea escuchar es lo contrario a la sabiduría. Y,desde luego,en esta enfermedad,el ser honesto y saber reconocer un problema cuando existe…,es la mitad del trabajo hecho.

Por experiencia,cuando uno se pregunta si estará enfermo de alcoholismo,es porque su conciencia lleva tiempo «advirtiéndole».

De todos modos,si uno duda y en realidad no lo está, …mejor para él,porque no pierde nada averiguándolo.

1 Comment

  1. Enrique Román Martinez en Facebook el 6 abril, 2015 a las 6:07 pm

    Buenas tardes, la auto pregunta ya tiene trampa en si misma, ¿porque motivo nos la hacemos? ¿que notamos en nuestro consumo para plantearnoslo? ¿estamos sospechando algo?
    Entonces la cosa no esta nada bien, el querer buscar excusas para seguiLeer más ..

Deja un comentario

Debes iniciar sesión para escribir un comentario.