Desafiantes

Ese nunca bajar la guardia, esa actitud de estar siempre a la defensiva, esa tensión permanente y estado obsesivo de creer que cuando nos ofrecen ayuda nos están queriendo hacer daño son síntomas muy propios de los alcohólicos.

Todo nos lo tomamos a mal, todo nos sienta mal, convertimos las advertencias en reproches o recriminaciones, los intentos de ayuda y apoyo en amenazas, las palabras directas en cuchillos hirientes, … a todo le vemos el lado opuesto y nuestra soberbia, prepotencia, y arrogancia derivada de los efectos del consumo nos ciega y distorsionamos el significado real de las cosas.

«Queremos» tanto a la botella que cualquier hecho o comentario que se interponga entre nosotros, siempre será un ataque, nunca lo contrario.

Mantenemos una postura desafiante. Defenderemos el beber a toda costa, inclusive auque ello signifique pelearnos con todo y todos.

Asolamos todo lo que está a nuestro alrededor. Forzamos la huida de los demás. Sólo queremos estar rodeados de gente con la que no nos sintamos incómodos y culpables, por eso nos rodeamos de personas tóxicas, que beben como o más que nosotros, y que pululan por los mismos ambientes.

La gente buena, la de verdad, la que nos quiere …se cansa. Se harta y desgasta de una y otra vez intentarnos que comprendamos, rectifiquemos, moderemos, o busquemos solución.

Por muy duro que suene, los alcohólicos sólo queremos beber. Todo lo que rompa esa «armonía», como por ejemplo la verdad o la dureza de la realidad que nos envuelve ….no nos interesa.

La trayectoria de un enfermo alcohólico es ascendente y progresiva. A más consumo, más actitud y conducta alcohólica.

«Es que no se le puede hablar»-comentan algunos familiares. Lógico, es que no queremos que nos hablen porque no queremos pensar en lo que estamos haciendo. Siempre huimos y evitamos la realidad. Escapamos y nos evadimos con el alcohol. Ese es nuestro viaje: el que un día emprendimos como un paseo gratificante y que cada vez nos distancia más de la orilla hasta acabar a la deriva en pleno océano.

1 Comment

  1. Martin Cifre James en Facebook el 26 noviembre, 2015 a las 6:31 pm

    No solo no queremos que nadie interfiera en nuestro consumo y es triste decirle o reflexionarlo pero solo queremos beber, aun recuerdo como planificaba los consumos para los cuales necesitaba muchas estratagemas y subterfugios, escaramuzas, escoLeer más ..

Deja un comentario

Debes iniciar sesión para escribir un comentario.