Hay que diferenciar los que beben por ocio, alterne, tradición o influencia social pero no tienen consecuencias por ello y por lo tanto no han enfermado. La definición más breve, más práctica y más sencilla para definir al bebedor del enfermo es que, éste último, no consume por placer sino por buscar un efecto en…

Leer más

La definición «ortodoxa» sería borracho seco,pero a mí personalmente no me gusta mucho andarme por las ramas y minimizar o restar importancia al significado de las palabras,suavizándolas. Este concepto define al alcohólico ¡(entiéndase a este cómo enfermo y no simplemente como bebedor) que aunque se mantenga abstemio y lleve un largo período sin consumir,su actitud…

Leer más

Suelen ser personas a las que no se «etiqueta» fácilmente de alcohólicas porque no vemos su consumo o no podemos comprobarlo, sino simplemente sospecharlo (compran a escondidas, por supuesto. Ocultan los envases., reconocen que beben «un poco» por lo que no niegan beber de vez en cuando, aunque ese de «vez en cuando» sean litros…

Leer más

Tal vez hayamos visto muchas películas o la palabra terapia esté en desuso y confunda. Ya no digamos “terapia grupal”, que al implicar un colectivo se generaliza más, pero la cuestión es que la realidad sobre la conciencia y la comprensión de estos grupos es totalmente ignorada por el grueso de la sociedad. Daría dos…

Leer más

Por norma, se habla del alcohol y de su enfermedad , sobre las conductas, los riesgos, las consecuencias y el entorno que envuelve la convivencia del que lo padece. Pocas veces comentamos la parte buena «No tan buena» del alcohólico que consigue rehabilitarse y quiere volver a integrarse en la sociedad. Resulta muy complejo no…

Leer más